Sacar todo el partido al Astro Rey

marzo 13, 2013 Noticias 0

La energía fotovoltaica promete provocar una auténtica revolución en el mundo de la electricidad · El uso de las placas puede suponer un ahorro en la factura de hasta un 40%

El director gerente y el director técnicoHace muchos años que se escucha hablar de la energía solar, pero no parece que ocupe todavía el lugar que se merece. Esta percepción se agrava aún más al tener en cuenta el lugar privilegiado que ocupa Huelva en el contexto europeo a la hora de tomar en consideración sus posibilidades como uno de los lugares con mayor cantidad de horas de irradiación solar. No es exagerado decir que se acerca una auténtica revolución que vendrá de la mano de la fotovoltaica que asegurará, en buena medida, el consumo de la energía eléctrica en los hogares.

Así lo ha entendido Daniel Suero Alonso, un joven onubense que, tras realizar Empresariales, se marchó de Erasmus a Alemania. Allí no solo estudió en la Escuela de Negocios de Fráncfort, sino que se vio en el país con mayor conciencia ecológica del continente. Fue allí, donde el sol es a veces un visitante fugaz, donde entró en contacto con el mundo de la energía solar. Tal fue así que en la Escuela de Negocios “hice un proyecto en el que vi cómo, en Alemania, el mercado del autoconsumo ha sido un auténtico boom, como en su momento ocurrió con los huertos solares”.

Suero explica que “la moratoria a las primas de fotovoltaicas ha supuesto un problema para el sector, que ha encontrado salida mediante la instalación de pequeñas placas para el autoconsumo y cuyo precio se ha reducido en un 80% en los últimos años”. De este modo, el objetivo actual, tanto de la corriente a nivel europeo como de la empresa de Suero, Nuevo Sol, es realizar “instalaciones verdaderamente rentables -placas fotovoltaicas-, cuya inversión se recupera en escasos años”. Otro atractivo para tener en cuenta el salto al autoconsumo se encuentra en “las constantes subidas de las tarifas eléctricas, lo que acelera aún más si cabe, el tiempo de amortización de la inversión efectuada”.

Ahorro para empresas y también

Las placas fotovoltaicas pueden ser usadas tanto en viviendas unifamiliares, como en edificios e instalaciones industriales. Suero pone, como ejemplo, el que “una industria en la que la mayor parte de su consumo eléctrico se produzca a mediodía, conseguirá un ahorro inmediato y evidente”. En el caso de los hogares y comunidades de propietarios, el ahorro en el recibo puede alcanzar el 40%.

La patronal fotovoltaica (UNEF) no tiene dudas en considerar que podemos “estar en el comienzo de una auténtica revolución en la generación eléctrica”, recuerda Suero, mientras las compañías eléctricas tradicionales miran con recelo una situación que les puede restar volumen de negocio. Tal es así que los responsables de estas compañías están ya sugiriendo que el futuro auge del autoconsumo, “podría suponer un nuevo aumento en las tarifas del sector, al distribuirse los costes fijos de la red entre menos usuarios, lo cual sería todavía más beneficioso para aquellos que ya hayan dado el salto a la fotovoltaica y, por eso, no dependan tanto de la red tradicional”.

Las administraciones apuestan por las renovables

La Junta de Andalucía sigue estimulando el salto a lo que califica como eficiencia energética. Las subvenciones han pasado del 15%, en los últimos 5 años, al 20% actual.

Nuevo Sol ha surgido como la apuesta onubense ante esta ola, al parecer, irrefrenable. Las potencialidades económicas parecen estar al lado de esta apuesta energética y ecológica. Hasta una de las objeciones que habitualmente se le ha hecho al uso de la energía solar parece diluirse: el impacto visual o estético. La tradicional placa térmica, con el depósito incluido, ha supuesto un afeamiento en la estética de los edificios que, casi siempre, se ha pasado por alto ante las ventajas económicas y medioambientales. Con las placas fotovoltaicas, ese impacto negativo se mitiga enormemente. Javier Tuya es ingeniero en Edificación y responsable de la parte técnica de Nuevo Sol. Explica que las placas fotovoltaicas son bastante finas y se adhieren al tejado o azotea como si fuera una funda con lo que pasan bastante más desapercibidas que las tradicionales placas térmicas.

Junto a la tramitación e instalación de las fotovoltaicas, Nuevo Sol realiza estudios personalizados para adaptar la necesidad de energía para cada caso concreto. Javier Tuya indicó que “desde 2006, se cuenta con un Código Técnico de Edificación que contempla el comportamiento energético de los edificios teniendo en cuenta su aislamiento, el consumo pasivo, etcétera”.

Comparte nuestras entradas

  • Delicious
  • Digg
  • Newsvine
  • RSS
  • StumbleUpon
  • Technorati

Comentarios

No hay comentarios en esta entrada.

Trackbacks

No hay trackbacks en esta entrada

Añadir un comentario

Tú debes estar conectado para escribir un comentario.